Un gran encargo: San Valentín

Son unas fechas especiales, ya habíamos preparado algunas cositas para este día, pero ahora son encargos reales, se los van a comer. Con tanto ajetreo de hacer y hacer no he hecho fotos a algunas cosas, pero os enseñaré lo que tengo.


También decir que con la práctica e investigando, se aprenden cosas nuevas, y quiero compartirlas, he descubierto como hacer las galletas para que no se pongan más grandes al meterlas en el horno, y así coinciden luego con el molde para ponerles el fondant. En realidad no sé si es por el truco o por la receta, pero la verdad es que salen bien.


La receta es de Alma, de objetivo: cupcake perfecto, que nos explica cómo hacer las galletas, y el truco pienso que es, que antes de hornear las galletas, se meten con bandeja y todo en el frigorífico dos horas. Yo antes metía la masa estirada en el congelador unos minutos para poder cortarlas mejor, pero Alma, nada más hacer la masa la estira y la corta y la pone en la bandeja. Lo único que no he seguido de sus instrucciones es estirar la masa con la superficie enharinada, yo prefiero estirar la masa entre dos papeles de horno, y así puedo pasarla directamente a la bandeja quitando le simplemente los bordes que sobran. Para cortar las formas de las galletas, uso un cortador previamente mojado en harina cada vez que voy a cortar para que no se pege la masa al cortador, y va muy bien.

Pues bien de las 200 galletas no tengo fotos, pero hay alguna antigua, hecha sin truco que os puedo enseñar. También he hecho 46 mini tartas de bizcocho de chocolate rellenas de crema de Ferrero con forma de corazón y cubiertas de fondant, que sí que tengo fotos, porque quedé un poco agotada después de tanta tarta.


Toda una experiencia, ya que no sólo era la cantidad sino el poco tiempo que tenía para hacerlo, prácticamente una mañana, porque aunque podía contar con un día más, era un día más con los niños, que sabía que no me cundiría igual, sería más estresante, así que preferí hacerlo todo en un día.



No hay comentarios: